Vous êtes ici : Accueil / Arts / Cinéma / Lista de espera, de Juan Carlos Tabío

Lista de espera, de Juan Carlos Tabío

Par Elodie Pietriga
Publié par Elodie Pietriga le 06/12/2015
Présentation du film de Juan Carlos Tabío ((Lista de espera)).

El director

TAbioNació en La Habana, Cuba, en 1943. Sus padres querían que fuera diplómata pero a él no le interesaba. Una amiga de sus padres trabajaba en el Instituto Cubano de Arte e Industria y le propuso trabajar como asistante de producción: aceptó.

Empezó a hacer películas de ficción en 1983. Diez años después, Tomás Gutiérrez, un director cubano famoso lo llamó y le propuso que hicieran una película juntos porque estaba enfermo. Era Fresa y chocolate, la primera película cubana seleccionada para un Academy Awards en los Estados Unidos. Al año siguiente rodaron juntos Guantanamera.

Tomás Gutiérrez murió en 1996 entonces Juan Carlos Tabío siguió rodando filmes solo. En 2000 rodó Lista de espera.
Además de su trabajo de director ha dado clases de guión y de dirección en distintos países.

 

La película

Sinopsis

Lista de esperaCuba, 1993. Una estación de autobuses en medio de la nada. Emilio, ingeniero que acaba de terminar su trabajo en unas obras, quiere volver a casa a Santiago.

La estación está llena de gente que está esperando a que pase una "guagua" (un autobús). El problema es que la única guagua de la terminal está averiada y que casi no pasa ninguna otra. Cuando pasa una si no está llena solo queda un asiento libre. La gente puede esperar varios días en la terminal antes de poder viajar. Por eso hay que hacer cola y respetar la lista de espera, pero muchos intentan encontrar una estratagema para irse lo cuanto antés.

Emilio se prepara a esperar cuando divisa a Jacqueline y siente un flechazo. La mujer quiere irse a La Habana para hacer trámites porque quiere casarse con un Español e irse a vivir a España.

Mientras están esperando Emilio y Jacqueline entablan la conversación y se van conociendo. Llegan también otros personajes y después de varios incidentes, Emilio propone pintar las paredes de la estación para que el lugar sea más agradable y más cómodo e intentar reparar la guagua averiada para poder irse.

Poco a poco todos se ponen a colaborar y al trabajar juntos se van descubriéndose los unos a los otros y así se crean amistades e incluso amores.

Análisis

Esta película, divertida y alegre, nos da, sin embargo, una visión clara de la situación económica de Cuba en los últimos años del régimen de Fidel Castro.

En efecto, la primera secuencia nos enseña una estación de autobuses que da pena. El movimiento de la cámara nos permite ver casi cada rincón del lugar : las paredes están estropeadas, todo parece antiguo y casi en ruinas. El techo no cubre toda la sala de manera que cuando llueve el agua cae dentro. No vemos nada moderno: ninguna pantalla de ordenador, nada para indicar los horarios de salida y llegada, ni siquiera la hora.

El hecho mismo de que la gente tenga que organizarse sola para colarse indica claramente que el sistema no funciona. No se puede obtener informaciones. Ni siquiera se puede sacar un número para hacer cola : hay que preguntar quién es el último para tal o cual destino y recordar el aspecto físico de la persona.

Cuando por fin se detiene una guagua y que todos se precipitan, una chica sale de otro edificio y sube. Comprendemos que ella está enchufada porque no estaba esperando con los demás. Por otra parte parece recién duchada y vestida mientras que la mayoría de los otros, como llevan esperando varias horas, incluso días para algunos, están sudando, llevan ropa arrugada y el pelo despeinado. Notamos también que la chica sale precisamente cuando llega la guagua, así que había sido avisada de su llegada. Por fin, la guagua no para en la estación misma sino unos metros antes, enfrente del edificio del que sale la mujer.

Después de esto la gente está furiosa y a la vez desilusionada. Parece estar acostumbrada y resignada. Es injusto pero no se puede hacer nada así que vuelven todos dentro de la terminal a sentarse y a charlar hasta que llegue un ciego preguntando quién es el último de la fila de personas minusválidas.

En efecto, los ciegos son prioritarios pero tienen que enseñar los documentos. El hombre asegura que se los han robado. La empleada no quiere hacer nada y le aconseja que se las arregle solo con los otros viajeros. Otra vez vemos que la gente tiene que organizarse sola.

Por supuesto nadie quiere que el ciego pase primero porque llevan mucho tiempo esperando y están hartos entonces empiezan a discutir. Entonces una mujer interviene diciendo "¿ Pero éste es un país capitalista o comunista ?" Recuerda el ideal de la revolución y del sistema político cubano : la gente tiene que compartir.
En realidad es fácil para ella porque no va en la misma dirección así que no pierde nada pidiendo que el ciego pase primero. Pero su intervención termina la discusión e incita los protagonistas a buscar soluciones alternativas.

La película alterna momentos de discusión que subrayan los problemas y escenas cómicas o románticas y así logra dar cuenta de las dificultades de los Cubanos con una tonalidad alegre y humorística.

La población cubana parece acostumbrada a vivir en la miseria y a buscar soluciones sola charlando de sus problemas y tratando de ayudarse los unos a los otros. No cuenta con el gobierno ni con ninguna administración porque no son eficientes y no suele quejarse, o muy poco, porque sabe que no sirve. Al contrario intenta disfrutar de la vida tanto como puede y divertirse.

Utilizaciones posibles

Esta película puede ser estudiada en clase de "seconde" porque es fácil de comprender y muy divertida. Se puede integrar un fragmento en una secuencia sobre las dificultades del viaje o sobre la relación amorosa.

También se puede estudiarla en ciclo terminal porque se puede integrar en dos nociones:

  • Espacios e intercambios (la estación que permite encuentros e intercambios, reflexiones)
  • Lugares y formas del poder (dictadura cubana : muchos quieren irse y están dispuestos a casarse con extranjeros para poder hacerlo, la corrupción, las consecuencias del embargo económico)

 

Pour citer cette ressource :

Elodie Pietriga, "Lista de espera, de Juan Carlos Tabío", La Clé des Langues [en ligne], Lyon, ENS de LYON/DGESCO (ISSN 2107-7029), décembre 2015. Consulté le 18/10/2018. URL: http://cle.ens-lyon.fr/espagnol/arts/cinema/lista-de-espera-de-juan-carlos-tabio